Casa Olivares desde 1807

 

Samuel Bronston

 

OLIVARES Y EL CINE

            Corrían los años cincuenta y un productor de cine americano de origen ruso que atendía al nombre de Samuel Bronston descubrió en España, y más concretamente en la Sierra madrileña, una impresionante variedad de paisajes y decorados naturales difíciles de encontrar en otros países. Si a esto añadimos que durante los años cincuenta las autoridades españolas concedieron todo tipo de facilidades para rodar en el país, y que los extras eran baratos y fáciles de conseguir, tenemos los ingredientes para este capítulo. Bronston eligió El Molar para rodar la película “Alejandro Magno”, transformó el Cerro de la Torreta en un castillo y las calles bullían de actividad. El productor americano desconocía las costumbres locales y necesitaba personal para hacer de extras en la película. Por el contrario Fernando Olivares conocía el terreno, a la gente y tenía un local que podía servir de centro de operaciones. Al alojarse muchos de los técnicos de la película en la Fonda Olivares, poco tiempo tardaron en encontrarse estos dos grandes personajes. De la reunión salió un pacto: Fernando Olivares se encargaría de suministrar la mayor parte de los extras que Bronston necesitaba para sus películas. Así se hizo  y la Casa Olivares fue durante años el centro de contratación de la mayoría de los extras que se utilizaron en las películas rodadas en la zona. Muchos molareños no dudaron en dejar la tierra para ganar un sueldo mucho más sustancioso, porque mientras en el campo cobraban un jornal de 25 pesetas, el cine les ofrecía 50 pesetas que se pagaban religiosamente al final de la jornada.

 

 

  USalomon y la Reina de Sabana vez terminado el rodaje de “Alejandro Magno” (1956) el trabajo no decayó, al contrario, Olivares cada vez recibía más peticiones de extras. Ya no eran suficientes los obtenidos en El Molar. Desde la oficina de la Casa Olivares el teléfono permitía a Fernando ponerse en contacto con sus enlaces en otros pueblos, como Eugenio, el dueño del estanco de Pedrezuela, y así poder reunir todos lo hombres necesarios. Había días que Olivares podía llenar hasta veinte autobuses que salían con dirección a los estudios de rodaje que Bronston construyó entre Las Matas y Las Ro­zas o a otras zonas de la provincia de Madrid donde se estaban rodando películas. La provincia se convirtió en un inmenso “plató” y los mismos molareños contratados como cosacos para una película, hacían luego de moros, de boxers, de macedonios o de visigodos en otra. El buen hacer de Fernando Olivares permitido que los extras por él reunidos llevaran a buen término películas míticas como "Espartaco" "Orguyo y Pasion" " Salomon y la Reina de Saba" "Rey de reyes" (1961), rodada en La Pedriza; "El Cid" (1961) a caballo entre La Pedriza y el Castillo de Belmonte (Cuenca); "55 días en Pekín" (1963) en escenarios de La Pedriza, Las Rozas y Colmenar Viejo, o "El fabuloso mundo del circo" (1964). El número de extras que se necesitaban era tan grande que se cuenta que cuando se rodó "55 días en Pekín" Samuel Bronston fue a cenar en Madrid a un conocido restaurante chino. Al finalizar la cena quiso felicitar al cocinero pero el camarero le respondió que era imposible porque el cocinero y varios de sus compañeros estaban trabajando de extras para la cinta. Otra de las anécdotas curiosas se produjo en "La caída del Imperio romano". Estando en el rodaje de una escena en la que participaban miles de personas, el director, Anthony Mann, no dudó en parar el rodaje porque dos molareños no se habían dado cuenta que en la época de los romanos no había relojes. Además esta película tiene un récord Guinness por los grandiosos escenarios que se construyeron para las escenas del circo romano y por las grandes masas de extras que se utilizaron, figurantes que llegaron de casi todos los pueblos cercanos y gestionados mayoritariamente por Fernando Olivares desde su restaurante “Casa Olivares”.  

 Pero no sólo Fernando Olivares se encargó de suministrar extras para las películas realizadas en Madrid. Cuando se rodó Lawrence de Arabia, muchos de los figurantes y sus caballos fueron contratados en los salones de Casa Olivares, según nos cuenta una de las personas que actuaron en ella, Víctor Esteban González. En principio el rodaje estaba previsto en Jordania, iniciándose allí, pero tras 8 meses de filmación se suspendió por conflictos internos de aquel país, trasladándose el equipo a España continuando en Sevilla y Almería. El presupuesto fue de 20 millones de dólares y el rodaje transcurrió desde marzo a julio en las dunas de Cabo de Gata, en Carboneras, en las ramblas de Tabernas y en la capital, concretamente en el parque Nicolás Salmerón, donde se rodó el momento en que los árabes abandonan Damasco y escenas ambientadas en El Cairo. La película fue un rotundo éxito en las pantallas del mundo entero. En el momento de su rodaje la totalidad de las plazas hosteleras y los taxis estaban a disposición del equipo de rodaje. De El Molar salieron muchos de los jinetes y caballos que se necesitaron para la película. Se les pagó una pequeña fortuna pues el binomio jinete-caballo recibía 500 pesetas al día, corriendo el mantenimiento del animal a cargo de la productora. Por el contrario, el jinete con ese dinero tenía que pagarse su alojamiento y la comida, por lo que si rodaban en Almería capital se solían alojar en pensiones o casas particulares, pero cuando lo hacían en el Cabo de Gata, Carboneras o Tabernas, dormían en tiendas de campaña y se hacían la comida ellos mismos en grandes peroles.

 

 

Joaquin Murrieta 1964      

 

Joaquin Murrieta 1964 película dirigida por George Sherman

 

 

 

El Fabuloso Mundo del Circo 1963

 

 

Sofia Loren  en El Cid año 1961 

 Director: Anthony Mann

 

 

 

   Alejandro el Magno   55 Dias en Pekin   

"Vete a ligar al Oeste" "40 Grados a la Sombra" "Un Curita Cañon" son algunas de las muchas peliculas  rodada en Casa Olivares

 

Alejandro El Magno

 

Orguyo y Pasion

 

 

 

 

 

 

   Alejandro el Magno rodada en El Molar

Antonio Ferrandis y Jose Sacristan en la Fonda Casa Olivares 1971

 

Alejandro El Magno 1955 dirigida por Robert Rossen en El Molar

 

 

 

 

La Batalla de las Ardenas   La Batalla de las Ardenas

Fernando Olivares en la Batalla de la Ardenas

 

La Batalla de las Ardenas  y dirigida por Ken Annakin

 

 

 

ABC 5-8-85

ABC 5-8-85

 

       

Casa Olivares  |  casaolivares@grupoolivares.com